Cierro los ojos y veo más allá,

respiro profundo y me dejo soltar.

Me descubro al soñar,

me despierto y me veo mortal.

Me descuido y no te vas,

sola, soledad, nunca te voy a dejar.

 

Soledad profunda, soledad humana,

sola, soledad,

sola y sin piedad.

No te busco ni me encuentras,

no te niego ni me escondo.

Te presiento y a veces siento,

soy tu esclavo y tu guardián.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.